Factura de Escort

Ser escort tiene un precio alto, no lo vamos a negar. Principalmente se trata de llevar una doble vida, con todo lo que ello implica: Mentir a tu gente cercana, paranoias varias (siempre girando en que tu entorno te pueda descubrir), quedar con desconocidos, dejar de lado algunos valores morales, etc.

Entiendo que no tarda en llegar esa factura y aunque no de forma económica, sí resta bastante la cuota de estabilidad personal y emocional, lo que se traduce en una secuencia de circunstancias, que pueden transformarse en:

1- Distanciarte de tu entorno habitual. Familiares, amigos, pareja, incluso simples conocidos.

2- Irascibilidad. Inseguridades. Quizá falta de autoestima.

3- Sensación de perder el rumbo.

4- Falta de DISCIPLINA en todos los ámbitos de nuestra vida.

5- Distorsión de la realidad.

6- Falta de motivación.

7- Dificultad para iniciar una relación romántica.

Cuanto más tiempo pasas en dedicándote a esto, es probable que más se acentúen estos conceptos. Tengamos en cuenta también, que muchas de las chicas que empiezan en esta profesión  rondan los veinte años, con lo cual tampoco disponen de demasiados referentes laborales o personales y tienen muy presente aquello de “tengo toda la vida por delante”. Y así pasan los años.

Olvidarse de pagar esta cuota es impensable, no nos engañemos, pero sí existen “subvenciones” que se reflejan en la factura de la que hablo. Esa rebaja se consigue, más que con la edad, con los referentes profesionales en otros sectores a los que nos podamos agarrar. Sobre todo en torno a la DISCIPLINA, la cual, siempre me gusta escribirla en mayúsculas, ya que me resulta el eje principal sobre el que gira cualquier vida exitosa.

Teniendo DISCIPLINA los resultados llegan, es una ley empírica y exacta. Me parece muy bien lo de utilizar visualizaciones, poner velitas a un Santo, llorar en silencio, quejarse, leer “El Secreto” y todas esas mierdas. Pero sin acción no hay resultado. La acción cuesta, claro que cuesta!!, pero es fácil cambiar un “no puedo” por un “hacer como si pudiera…” Espero que se entienda el concepto.

Aquí las subvenciones que rebajan mi factura de escort, por si a alguien le puede servir:

1- Distanciarte de tu entorno habitual. Familiares, amigos, pareja, incluso simples conocidos/ Tener a alguien de plena confianza, que no tenga nada que ver con este mundo, con quien poder hablar. Te ayudará a diferenciar la persona del personaje. DISCIPLINA en no reducir el contacto con tu familia en más de un 40%

2- Irascibilidad. Inseguridades. Quizá falta de autoestima /Reforzar autoestima diariamente. Existen muchas herramientas para esto. Si se considera necesario pedir ayuda profesional (coach, psicólogo, facilitadores, etc…)

3- Sensación de perder el rumbo / Tener escritas tus metas a medio plazo (esto es básico), tener ese escrito siempre a la vista.

4- Falta de DISCIPLINA en todos los ámbitos de nuestra vida./ Es lo más importante, el motor para que el resto del engranaje funcione. Horario, actividades, responsabilidades, etc. Cuando pienses que no puedes hacer algo, haz como si pudieras.

5- Distorsión de la realidad./ Coméntalo con tu persona de confianza. Pies en el suelo siempre.

6- Falta de motivación./ Haz como si… estuvieras motivada. 

7- Dificultad para iniciar una relación romántica / Mejor no obsesionarse con esto. Esta profesión no es compatible con una vida en pareja (al menos, como yo la entiendo) prioriza y decide.

Os deseo un feliz fin de semana.

sc

3 Replies to “Factura de Escort”

  1. Marta, tú tienes madurez suficiente como para no precisar subvenciones al peaje, que es a veces complicado.

    No existen dos vidas sino una…y muy compleja . Felices Fiestas y gracias por tu compañía . Eres una mujer estupenda

  2. Supongo que habrá parejas donde ella, él o ambos, sean escort y tambien hay parejas que no se dedican a la profesión pero que son liberales. En mi modo de entender la relación sentimental con una mujer, (por muy enamorado que estuviese de ella), no sería capaz de adaptarme. En este sentido, soy muy tradicional. El pasado de una persona es lo que forja la experiencia de vida para disfrutar del presente, confiando en el futuro. Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s